¿Qué es la Transfiguración?DESAYUNO DOMINICAL. DOM 28 FEB. II DOM DE CUAR.Pbro.Teódulo Morales Mezo.

DESAYUNO DOMINICAL

DOMINGO 28 FEBRERO.

Verde

II DOMINGO DE CUARESMA

Pbro. Teódulo Morales Mezo.

¿Qué es la Transfiguración?

¿Conversión?

CICLO B

A. ¡EN MI PUEBLO DICEN…!

Mi nombre es Teódulo Morales Mezo, nací y crecí en una familia marcada por el alcoholismo de mi padre por un lado, y marcado por una profunda pobreza por el otro. Entré en el seminario menor el 2 de septiembre de 1989, estudié ahí la preparatoria. Mi formación filosófica y teológica estuvo también marcado por el Modernismo y postmodernismo, hoy se habla ya de una transhumanismo y biotecnología.

Tuve maestros rectos en la doctrina, pero también maestros que llevados por la novedad del modernismo y postmodernismo me enseñaron doctrinas basadas en teorías sin poder comprobarse y a veces contrarias a la Fe de la Iglesia, pensamientos más bien protestantes dentro de la Iglesia.



Mis maestros en el seminario se contradecían. Mientras algunos alababan la piedad y la devoción otros se burlaban. Poco a poco fui creyendo que en María, la Virgen, cabe la posibilidad de que no fue realmente Virgen, pero que en caso de que algo así sucediera, no afectaba en realidad nada mi fe y amor a ella, luego me sorprendió porque la doctrina de la Iglesia no enseñaba eso. Después alguien más me enseñó que las posesiones diabólicas no eran posible en el hombre, porque cuando es bautizado recibe el Espíritu, y si es Confirmado más todavía pues recibe la plenitud del Espíritu. Llegué yo mismo a burlarme de los que rezaban el rosario, consideré como ignorantes a los que lo rezaban, pensaba que era para los que no sabían leer, a algún sacerdote le llegué a decir que eso era para señoras, para viejitas. Me llegué a sentir superior a muchos otros sacerdotes, hermanos míos, a muchos otros los trataba de ignorantes y los criticaba. Era rebelde en mis tiempos, a pesar de que tuve como primer obispo a un gran Obispo, Don Guillermo Ranzahuer, pero también lo criticaba y fui rebelde con él. En fondo era porque yo mismo sabía que andaba mal, con grandes pecados y grandes fallas, tenía tantas carencias y las aparentaba, las disfrazaba. Me creía un súper sacerdote. Era tan humano. Muchos de ustedes aquí presentes fueron testigos de algunas cosas que digo, porque me conocieron en el año 2002, cuando fui vicario parroquial en la parroquia del centro. Pero algo sucedió, algo me hizo cambiar, y dar una vuelta a mi vida. Por eso entiendo a tantas hermanos míos sacerdotes que tienen los mismos defectos que tenía yo. Yo fui igual. Hoy trato y lucho por ser diferente, y los que no me conocen piensan que soy el mismo.

B. EN LA BIBLIA DICE…

EVANGELIO

Éste es mi Hijo amado.

Del santo Evangelio según san Marcos: 9, 2-10

En aquel tiempo, Jesús tomó aparte a Pedro, a Santiago y a Juan, subió con ellos a un monte alto y se transfiguró en su presencia. Sus vestiduras se pusieron esplendorosamente blancas, con una blancura que nadie puede lograr sobre la tierra. Después se les

aparecieron Elías y Moisés, conversando con Jesús. Entonces Pedro le dijo a Jesús: "Maestro, ¡qué a gusto estamos aquí! Hagamos tres chozas, una para ti, otra para Moisés y otra para Elías". En realidad no sabía lo que decía, porque estaban asustados.

Se formó entonces una nube, que los cubrió con su sombra, y de esta nube salió una voz que decía: "Éste es mi Hijo amado; escúchenlo". En ese momento miraron alrededor y no vieron a nadie sino a Jesús, que estaba solo con ellos. Cuando bajaban de la montaña, Jesús les mandó que no contaran a nadie lo que habían visto, hasta que el Hijo del hombre resucitara de entre los muertos. Ellos guardaron esto en secreto, pero discutían entre sí qué querría decir eso de "resucitar de entre los muertos". Palabra del Señor. Gloria a ti, Señor Jesús.

C. YO NO DIGO, YO HAGO…

-Fue un domingo, llevaba ya varias misas, después de la comida, fui a mi cuarto a descansar un rato, para seguir celebrando en la tarde. Era como las 3 de la tarde. Porque recuerdo que se me ocurrió dormir con un canto que me gustaba mucho el tono, aunque en realidad la letra nunca me dijo nada, hasta ese momento. Fue la coronilla de la misericordia que canta el canal dominicano que se llama la Voz de María y que pueden encontrar en esta dirección:




Debo aclarar que está mal subido, porque en realidad no tiene audio. Y no es sino hasta el minuto 3:30 que empieza dicha coronilla. Me acosté, le di Play. Y comienza la historia. Al principio no dice nada, pasaron varios minutos casi 2 minutos después, comencé a cantar con la mente. Lo hice inconsciente, pero después de unos minutos lo fui haciendo consciente. -Por su dolorosa Pasión, ten misericordia de nosotros y del mundo entero-. Después de repetir varias veces, me puse de pie y el dolor empezó, un dolor tan desgarrador, tan intenso, tan vivo, tan real, todos mis pecados en un instante, ese era el dolor tan intenso. Sentía como ese canto, se me metía en el corazón, físicamente, era tan real, producía tanto dolor, pero no en el cuerpo, era un dolor en el alma. No paraba de llorar, hasta empezar a decir, por tu dolorosa pasión ten misericordia de mí y del mundo entero. Sentía tanto arrepentimiento de mis pecados porque era tantos, y eran tremendos.

No escuché ninguna voz, solo al final de ese momento hasta de confusión por no saber qué pasaba conmigo, entendí que con ese anillo de oro, elegante y fino que traía, no me alcanzaba para pagarle a Dios tanto pecado, ni esa cadena de oro italiano diamantado que tanto presumía, ni ese reloj, ni con ninguna moneda pagaba mi salvación. Y al final de esa coronilla, terminé sacándome todo eso y prometí no volver a usar nada de esas vanidades, esas joyas estuvieron guardadas muchos años hasta que me dio Covid, y ya me imagino que ustedes ya saben para que sirvieron. Esa es la transfiguración para mí. Es ver el rostro de Dios, ver su esplendor, su misericordia. Es contemplar la gloria de Dios. Gloria que se llama AMOR.

C. YO CELEBRO…

En esta semana les invito a que como familia recemos la coronilla todos los días a las 3 de la tarde. Aquí te dejo el esquema, por si no te lo sabes.

Para recitar la Coronilla de la Divina Misericordia se usa un rosario normal y se sigue esta secuencia:


1. La señal de la Cruz: En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. 2. Padre Nuestro 3. Ave María 4. Credo (Símbolo de los Apóstoles)

5. En cada grano mayor del Rosario, cuando normalmente se dice el Padre Nuestro, diga:

Padre Eterno, Te ofrezco el Cuerpo, la Sangre, el Alma y la Divinidad de Tu amadísimo Hijo, Nuestro Señor Jesucristo, como propiciación de nuestros pecados y los del mundo entero.

6. En cada grano menor del Rosario, cuando normalmente se dice el Ave María, diga:

Por Su dolorosa Pasión, ten misericordia de nosotros y del mundo entero.

7. Invocación: Al final de la corona, la siguiente oración se reza tres veces seguidas:

Santo Dios, Santo Fuerte, Santo Inmortal, ten misericordia de nosotros y del mundo entero.

8. Oración para concluir (opcional)

Oh Dios Eterno, en quien la misericordia es infinita y el tesoro de compasión inagotable, vuelve a nosotros Tu mirada bondadosa y aumenta Tu misericordia en nosotros, para que en momentos difíciles no nos desesperemos ni nos desalentemos, sino que, con gran confianza, nos sometamos a Tu santa voluntad, que es el Amor y la Misericordia mismos. Amén.

96 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo